OTRO AMIGO DEL EMPRESARIO DE EXITO

 

A CONTINUACION PUEDEN LEER PARTE DE UN ARTICULO SOBRE OTRO EX-TRABAJADOR DE NUESTRO BUEN AMIGO EL DUEÑO DE RISION SEIS.

Yo sólo soy uno de los centenares de trabajadores que pasaron alguna temporada por la redacción de un medio de comunicación local muy particular. Nació hace más de una década como una apuesta fuerte para hacer frente a La Verdad y La Tribuna, con una plantilla muy formada, joven y natural de la provincia. Su redacción se situaba en el centro de la ciudad de Albacete, curiosamente casi entre medias de ambos periódicos citados. La apuesta era crear un medio con un cien por cien de capital albaceteño, en contraposición con los ya existentes, dependientes de otras empresas mayores. Al parecer, las cuentas no salían y tiempo después, en plena orgía de la construcción y la “expansión empresarial”, el dueño de Ajusa se hizo con este medio de comunicación, al igual que con la televisión local Visión 6. Se trasladó a un nuevo polígono (con gran polémica municipal) adjudicado íntegramente a esta empresa que exporta a todo el mundo piezas de motor. Como no podía ser de otra forma, el empresario José Manuel Martínez Martínez también disponía de una inmobiliaria, Hermasán, y otras empresas como la vinícola Aldonza.

No es el objeto de este artículo narrar aquello ni como fue el cambio principal, otros compañeros tendrán muchos más detalles. Y siempre digo que con todas las experiencias de la gente que ha pasado por allí se podría escribir un libro interesante sobre cómo funcionan los (algunos) medios de comunicación locales. Lo que paso a enumerar es algo que he contado a amigos, familiares y compañeros de profesión. Es sólo un resumen de mi experiencia durante 6 meses (septiembre de 2010-marzo 2011) y no creo que nadie se sorprenda porque Albacete es una ciudad en la que el boca a boca ha hecho que el desprestigio de este medio en muchos sectores haya sido una realidad.
Supongo que inspirado por el modelo de trabajo de otras de sus empresas, todos los trabajadores de El Pueblo de Albacete teníamos una tarjeta magnética con la que fichar al entrar. Horario fijo, entrabas a las 10.30, salías a las 13.30 (sujeto a las circunstancias de estar por la mañana en ruedas de prensa o similares), volvías a las 16:00 y salías a las 21:00. Ni un minuto menos, minutos u horas de más, todas. Tampoco podías salir a fumar, a tomar el aire o a la máquina de café si no era un cuarto de hora por la mañana y otro cuatro de hora por la tarde. Y si no, te atenías a las consecuencias. Pregunto desde el desconocimiento de la generalidad, ¿existen otros periódicos diarios con este sistema?

 

 

 

QUERIDO EMPRESARIO DON JOSEMA EN SU MANO ESTA QUE TODO ESTO TERMINE.

Asociación afectados por atentar contra su dignidad y honor

Comparte esta noticia