A SU MANERA COMO SIEMPRE

JUNIO DE 2015, EL MES EN EL QUE JOSEMA SE PONE ALBACETE POR

MONTERA Y SE CONVIERTE EN EL REPORTER TRIBULETE.

 

Los periodistas de Visión 6 no firman las noticias por ética, por estética y por vergüenza

 

Junio de 2015, Josema decide pasar a la acción y toma las riendas de Visión 6 para dictarle a los políticos, recién salidos de las elecciones de mayo, lo que tienen que hacer. No exageramos, es el momento de inflexión en el giro editorial que toman las noticias de su juguete, en aquellos meses todavía no diabólico. De ser un medio sin chispa pasa a ser un medio incendiario.

 

 

Pero los políticos no se subyugaban a las pretensiones de Josema y en la Feria de ese mismo año se desata el placer por la información dura e insidiosa contra cualquier representante público. En esos días, el informativo de Josema empezó a arremeter contra todos los políticos de Albacete y su provincia. Sin cortarse un pelo, los maltrata y comienza a rebasar la línea que separa la información de la opinión.  ¿Por qué lo hizo? Ejecuta su venganza contra todas las autoridades públicas porque entendió que no se sometían a sus fantasías.

 

 

La redacción acoge con sorpresa la nueva forma de dar las noticias

El cambio en la forma de contar las cosas generó un magma interno que acabó con un plante de los periodistas ante las noticias de calado político en las que había que poner a caldo a alguien. No entendían y ,siguen sin entender, los redactores que sin ser ellos los que producen la información, antes al contrario les viene dada desde las alturas, deban dejar su firma, asumiendo la responsabilidad de poder ser demandados por un lado, y el desprestigio por otro.

Ante esa situación, y ante la suma torpeza de un director que llega al cargo después de su experiencia en AJUSA, sin tener nada que ver con el mundo de la comunicación, se juegan la carta de negarse a firmar las informaciones que no elaboran ellos.

La carta les sale bien pero la dirección pasa al plan b; a partir de entonces y siempre que se le quiera atizar duro a alguien, la firma que aparecerá será Editorial V6. Bajo ese paraguas Josema se desahoga diariamente con un lenguaje nada periodístico y sí de taberna, perdiendo toda credibilidad.

Vergüenza no, lo siguiente

Esto, que es evidente cuando el espectador escucha tanto disparate, se convierte en rutina y día sí y otro también tienen que leer panfletos elaborados en las alturas de Ajusa y firmados en Visión 6.

Pero es tal la cantidad de adjetivos calificativos que utiliza que pronto cae en el ridículo y los redactores se avergüenzan hasta de poner su voz.

Y de ese parto diario que tiene Josema se resienten los periodistas y redactores gráficos, que a veces no saben cómo asumir las reacciones de compañeros y sociedad en general cuando les hacen ver el ridículo diario. A tal punto de vergüenza llegan ,que incluso, compañeros de otros medios los compadecen, disculpándolos de la chanza y el cachondeo que sobre el juguete diabólico y su editor-redactor-, o sea Josema, al que titulan El Repórter Tribulete de El Chafardero Indomable-, se produce en los corrillos. Es decir, la metamorfosis de un empresario en un hazmerrír.

Asociación afectados por atentar contra su dignidad y honor

Comparte esta noticia