A LA FISCALÍA

JOSEMA DENUNCIADO AL FISCAL POR LAS OBRAS IRREGULARES DE SU FINCA

Se veía venir que Josema, dueño de Ajusa, de Risión 6 y de la mercantil Dehesas y Viñedos de Navamarín, terminaría ante la Fiscalía por supuestas irregularidades en las obras que ha hecho en su finca. El concejal socialista de Munera, Juan Miguel Torres, ha presentado ante el Fiscal la denuncia para que abra diligencias y haga justicia por los “posibles delitos” cometidos y “ejercite las acciones penales contra todas aquellas personas que pudieran ser responsables de actividades delictivas”. Dicho de otra manera, la denuncia también pone en el punto de mira a la alcaldesa de la localidad, Ángeles Martínez, por permitir un proyecto con múltiples irregularidades.

Y van…? Lo de Josema y la Justicia es amor eterno. No hay día, hora ni momento en el que no tenga que contratar un batallón de abogados para que lo defiendan de las múltiples denuncias, juicios y casos en los que su imperio se ve envuelto. Si no es por Ajusa lo es por Risión 6 o por Dehesas y Viñedos, pero lo cierto es que el capítulo “abogados” le cuesta a nuestro protagonista un riñón y parte del otro. Además, como no le gusta perder ni a los chinos, acude a los más afamados despachos de España para que le lleven los asuntos judiciales, y claro eso no sale barato.

De nuevo, y ante la denuncia que le han presentado en la Fiscalía, tendrá que tirar de chequera para intentar demostrar que sus obras de Navamarín no son ilegales como dice el concejal socialista, antes al contrario cumplen a rajatabla con todos los requisitos. Tendrá que demostrar, decimos, que la nave de maquinaria y aperos para la que pagó una nimiedad de impuestos por el proyecto luego se tornó en Almazara, bodega y azafranal sin pasar por caja. Asimismo tendrá que hacerle ver al fiscal que cuenta con licencia de obra y que no se ahorró un dinerillo al pedirla para una cosa y hacer otra. Igualmente deberá enseñarle el permiso de la Confederación Hidrográfica del Guadiana para extraer el agua que consume esta industria agrícola. Y también tendrá que hacerle ver que el cartel publicitario se adecua a la normativa urbanística aunque sobrepase la altura exigida.

¿PREVARICACIÓN DE LA ALCALDESA DE MUNERA?

Todo esto, seguimos, tendrán que demostrarle los abogados de Josema a la Justicia para que la obra realizada pueda seguir su cometido y no incurra en ilegalidades varias. Como también tendrá que demostrar el ayuntamiento de Munera, con su alcaldesa al frente, por qué unas obras que se consideran ilegales por los técnicos del ayuntamiento no han sido paralizadas en su momento y se permite que esté funcionando sin que la autoridad urbanística, es decir la alcaldesa, haya dicho ni oste ni moste, o lo que es lo mismo no haya ido en connivencia con el todopoderoso Josema y su imperio.

La consecuencia final de estas irregularidades, dice el concejal de ayuntamiento de Munera, “es encubrir la misma”. Y sigue: “.., y como ha reconocido consolidada jurisprudencia conforme a la cual la prevaricación se puede cometer por omisión”.

Dicho lo anterior, Juan Miguel Torres le pide al ministerio Fiscal que “abra una investigación en profundidad con todos aquellos actos y hechos puesto de manifiesto, que pudieran ser constitutivos de infracciones tipificadas como delitos en el vigente Código Penal…”

Y ahora a esperar que la Justicia, lenta pero segura, diga la última palabra. Y lo que estamos convencidos en esta pagina es que además de segura también es sorda ante los que presumen de influir en ella.

Asociación afectados por atentar contra su dignidad y honor

Comparte esta noticia